Make your own free website on Tripod.com
Ir a Principal

   N O T A   

 Nota facilitada por: Rocío




 

PREOCUPANTE SITUACIÓN DE LA NIÑEZ EN MÉXICO

El ombligo de Venus
Edith González Fuentes
31 de mayo de 2007

Leamos con atención los siguientes planteamientos. Se exponen en la Cámara de Diputados, desde el 27 de mayo.

“Los diputados crean muchas leyes, pero a veces no son las que necesitan el país ni los niños, ya que se requieren cambios en el sistema educativo; que los maestros no falten tanto a clases.”

Hace poco, conocimos el mal desempeño —comparado con otros países— de la educación en México. La única noticia positiva la ha dado la UNAM, al colocarse como la mejor universidad de Latinoamérica y entre las mejores del mundo. Es obligación que las reformas incluyan la preparación en informática y en una segunda lengua, y que estimule a la juventud a prepararse en el campo de las ciencias; no todos pueden ser abogados, o médicos.

Otra persona remarcó que en México se multiplican los casos de abuso sexual contra niños, por lo que se requieren reformas y castigos ejemplares.

Además, el PLIS exige se asegure un proceso judicial libre de corrupción y que proteja la integridad del menor y de su familia... ¡Ahhh! Y que el culpable se responsabilice de la carga económica para la recuperación física y mental del agredido.

Otra voz propone que la SEP, en sus planes de estudio para la educación básica, incorpore una asignatura mediante la cual se den a conocer a los niños sus derechos y que conozcan las opciones de ayuda en caso de abuso o maltrato.

Cabe aclarar que este proyecto lleva dos legislaturas sin desahogo; no podemos esperar más, esta LX tiene la obligación de escucharnos para que la educación en derechos humanos sea una realidad obligatoria en primaria y secundaria.

Se pidió protección para los niños de la calle, víctimas de la explotación sexual, maltrato y olvido. Es una necesidad rescatar a esos niños de la miseria, ignorancia y abuso, tanto de las personas comunes, como de la policiaca. Que no se cambie el lápiz y el papel por una caja de chicles, una estopa, un cigarro con droga o una franela para trabajar en una esquina; que los derechos de los niños perduren y sean escuchados.

“En México, debido a la pobreza y desigualdad, más de un millón de niños entre cinco y 14 años no asiste a la escuela”, afirmó (en el acto asunto de esta entrega) el oficial de Comunicaciones del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), Michel Klaus. Este funcionario también informó que otro de los motivos por los cuales a muchos niños se les impide el ingreso a la escuela es por la falta de acta de nacimiento y que otros resienten la falta de transporte. Niños indígenas y quienes padecen discapacidad, son discriminados.

El análisis toca otros aspectos de la preocupante situación de la niñez en México. Hemos perdido la capacidad de indignación ante esta realidad y nos ocupamos de asuntos intranscendentes como la acusación de las no habilidades sexuales de una estrella, descritas por otra estrella.

“Soy víctima de burlas y discriminación debido a mi discapacidad. Los papás y los maestros deben enseñar a los niños y a las niñas a respetarnos. No esperen a que se acerquen, platiquen con ellos y háganles sentir que nos aceptan como somos”, dijo un representante de Chiapas en la más alta tribuna del país.

El de Querétaro: “En el mercado donde trabajaba, muchos menores eran consumidores de mariguana, por lo que demando que encierren a los que la venden y no los dejen salir”.

La legisladora de Yucatán hizo votos porque los integrantes de las comunidades indígenas sean tratados con naturalidad; “yo puedo hablar español sin problemas, ¿porque ellos hablan maya, no somos iguales? Los trato con respeto y quiero que me respeten”.

“En mi comunidad, muchos niños trabajan como ayudantes de albañil o panaderos para ayudar a su familia, porque sus papás se fueron a Estados Unidos y no regresan. Es necesario hacer más esfuerzos para dar a conocer nuestros derechos a través de volantes y medios de información, para que los padres y madres que se han ido a esa nación sepan que los niños y las niñas tienen derecho a tener unida a su familia”, reclamó la de Michoacán.

Esta muestra de las problemática y de las inquietudes acerca de los niños de México es debatida por 300 legisladores —uno por distrito electoral— en la Cámara de Diputados. Lo grandioso es que los legisladores son niñas y niños de entre 10 y 12 años de edad que fueron escogidos por haber desarrollado un tema relacionado con algún derecho de la niñez.

El 5o. Parlamento de las Niñas y los Niños de México 2007 “es un espacio de participación infantil diseñado para que las niñas y los niños de México ejerzan el pleno derecho a la participación y, a través de sus opiniones y propuestas, sean agentes de cambio proyectando el interés de sus opiniones y propuestas, proyectando el interés superior de la infancia en la construcción de la ciudadanía, fortaleciendo la transparencia, el conocimiento y la difusión de principios y valores”.

Quizá faltó comentar que los partidos políticos, de aquí en adelante, pregonarán con el ejemplo y acatarán las leyes sin intentar burlarlas, para que los niños aprendan a hacer política de altura o a ejercer sus profesiones o actividades de manera creativa y con honradez.

Un elemento a destacar es que la presidencia del parlamento recayó este año en una niña, Sandra Lizeth López Navarro; ¡felicidades!

“Ya no nos dan miedo el coco o la bruja, sino las violaciones y secuestros”: legisladores infantiles.

El Universal (31 de Mayo de 2007)
    H O M E P A G E